Otro más pa’ la colección

Ayer, Panamá recibió una grata noticia, y es que en la 16.ª entrega de los premios Latin Grammy, los panameños Rubén Blades y Roberto Delgado lograron alzarse con el galardón a mejor álbum de salsa con el disco “Son de Panamá”. ¡Woopa!

Este gramófono se convierte en el sexto que obtiene el salsero por parte de la Academia Latina de Artes y Ciencias de la Grabación.
En esta ocasión, quien retiró el premio fue el productor, arreglista y director de orquesta Roberto Delgado, quien no ocultó su emoción por el logro alcanzado; el cantante Rubén Blades, apenas supo del premio, no dudó en dar las gracias a través de su página oficial de Facebook.
“Este premio lo tomamos como un reconocimiento a la calidad de los músicos y profesionales panameños, en la cual la figura de Roberto Delgado como productor, arreglador y director de su orquesta, con la cual se grabó ‘Son de Panamá’, es parte fundamental de este trabajo. Grabado por técnicos panameños y en estudio de Panamá, es un disco totalmente hecho en nuestra Patria”, resaltaba el creador del tema “Decisiones”.
Los panameños no solo agradecieron el reconocimiento otorgado por la academia, también aprovecharon para agradecerles a sus seguidores por el apoyo que le dieron al disco en las votaciones, ya que la competencia en dicha categoría, mejor álbum de salsa, era difícil, pues fíjense que estaban: “Jukebox Primera Edición”, de Luis Enrique; “Que Suenen los Tambores”, de Víctor Manuelle; “Son 45”, de Ismael Miranda, y “Estaciones”, de Rey Ruiz.
Por otro lado, quienes pasaron por la alfombra roja de esa premiación fueron El Roockie, quien estaba nominado en la categoría mejor interpretación urbana por la canción “La cita remix”, junto con Alkilados. Pero la gran sorpresa fue Liza Hernández, quien fue asediada por fotógrafos.

Author: LaTakilla507